Cinco formas de ahorrar espacio en casa

  1. El hueco de la escalera. Es uno de los espacios que menos se aprovecha, aunque en los últimos años ha empezado a ganar puntos como zona de almacenaje. Dependiendo de la forma, puedes disponer un armario empotrado. Si lo que necesitas es añadir metros al salón, puedes colocar un sofá y una mesa. En función de su altura, sería posible incluso encajar un aseo o un pequeño despacho.
  2. Debajo de la cama. El dormitorio y en concreto, la cama, o más bien el hueco que queda debajo, es otra de las zonas que se pueden aprovechar para almacenaje. Con unos cajones a medida o con una simples cajas podrás guardar ropa de otras temporadas, e incluso zapatos. También puedes adquirir una cama con canapé, un elemento que resulta cómodo de utilizar.
  3. Muebles plegables en la cocina. Si hay una estancia en la que siempre nos falta espacio, esa es la cocina. Todos querríamos tener una más grande, pero si no es así, siempre puedes colocar mobiliario plegable apoyado en la pared, o usar los bajos de los armarios o las esquinas.
  4. Sanitarios suspendidos en el baño. Otra de las habitaciones en las que nos gustaría tener más espacio normalmente es el baño. Para ahorrar espacio en esta estancia, la mejor alternativa son los inodoros y los muebles suspendidos para el lavabo. Te sorprenderás con la cantidad de hueco que consigues.
  5. Puertas correderas. Tanto en armarios como en la entrada de las estancias, lo mejor para ahorrar un poco de espacio son las puertas correderas. De esta formas, podrás disponer de muebles cerca sin necesidad de tener un espacio mayor para no entorpecer la apertura de las puertas.